AragónEspañaNoticias

Los Reyes de España y la Princesa Leonor cenaron este martes en un restaurante de La Almunia

Los Reyes de España, don Felipe y doña Letizia, y su hija la Princesa Leonor pararon en La Almunia de Doña Godina este martes para cenar en su regreso desde Zaragoza a Madrid. La familia real hizo un alto en el camino para acudir al Restaurante ‘El Patio’, un establecimiento de La Almunia de Doña Godina (Zaragoza), donde no esperaban la visita. Esta parada se produjo cuando volvían de la Academia Militar de Zaragoza, donde Leonor acaba de comenzar las vacaciones de Semana Santa.

En la vuelta a casa por la autovía A-2, decidieron pasar por la localidad de la comarca de Valdejalón. El Hotel-Restaurante ‘El Patio’ fue el lugar escogido para la degustación, donde no esperaban esta visita, según ha explicado a La Almunia Radio, Fernando Martín, propietario del complejo y también presidente de la Federación de Empresarios de Hostelería de Zaragoza (HORECA). “Fue una grata sorpresa, iban de paso y querían comer un poco. Fue totalmente espontáneo y nadie sabíamos nada en el restaurante”, señala.

La llegada de los Reyes y la Princesa a la cafetería se produjo a las 20:30h de este martes, allí les atendió el personal, que siguiendo las recomendaciones de la Casa Real, los llevaron hasta el interior del comedor. “Estuvieron como un hora y media, como si fuesen unos clientes normales más. De hecho, Letizia quería sentarse en una mesa de la cafetería, donde ya teníamos clientes, pero los de protocolo y los guardaespaldas les dijeron que mejor en una mesa de tres en el comedor principal”, explica Martín.

Una cena imprevista

Felipe VI, doña Letizia y su hija Leonor pudieron degustar distintos productos de la carta de la cafetería, de fácil acceso y que habitualmente no requiere reserva. Fernando Martín ha señalado que “picotearon algo” durante la cena. Entre esta selección se encuentran distintas raciones que ofrece el restaurante, como chipirones o madejas, y un par de bocadillos que compartieron entre ellos. Aunque para el propietario lo más sorprendente es la amabilidad, la sencillez y lo simpáticos que fueron en todo momento. “No tuvieron ningún problema en hacernos una dedicatoria o una foto con el equipo del hotel, pero querían pasar desapercibidos, como un cliente más”, ha señalado Fernando Martín en declaraciones para La Almunia Radio.

Este restaurante de La Almunia de Doña Godina es una parada habitual para comer y degustar la gastronomía de la zona. Su proximidad a la autovía y el fácil acceso hacen que sea objeto de visitas de vecinos, visitantes e incluso personalidades que no pierden la oportunidad de conocer la gastronomía aragonesa.

FUENTE: La Almunia Radio